UNA MAMÁ BIEN EQUIPADA.

UNA MAMÁ BIEN EQUIPADA

Ser Mamá en nuestros días no es fácil, así que hay que estar bien equipada.

Si eres Mamá, hay por lo menos cinco cosas con las que puedes equiparte para esta noble tarea:

 1. Los lentes positivos. Estos son especiales y diferentes a los normales ya que con ellos solo se puede ver el lado positivo de las cosas. Serán muy útiles cuando hay muchos trastos que lavar, cuando sientes que nadie nota tu trabajo o que no se te valora lo suficiente; unabuena actitud te ayudará a recordar que Dios sí te ve y valora cada cosa que haces por tu familia.

2. Tapones para los oídos. Así no escucharás los patrones que la sociedad impone a la mujer diciéndote que tu valor depende de cuán bella eres, cómo te vistes, cuántos títulos y cuánto dinero tienes; o cuando insinúa que ser mamá o ama de casa no es suficiente.

 3. La lámpara que alumbra tu camino. Ésta es la Palabra de Dios, en donde encontrarás la sabiduría, el aliento y las instrucciones para la misión que se te ha encomendado. Leer tu manual diariamente definitivamente iluminará tu vida y brillarás para el Señor, iluminando también a tu familia.

 4. El anillo de hija, de princesa. Así como el hijo pródigo recibió el anillo que su padre le puso para reivindicarlo como hijo, ponte tu anillo de Hija. No eres huérfana ni estás desamparada. Eres la hija de un Rey y no debes olvidarlo.

 5. Los zapatos de la fe para caminar segura. Aun en medio de la adversidad, una Mamá puede caminar segura cuando sabe que su Padre le acompaña en todo momento y que nunca la abandonará. Aun en medio de enfermedad o escasez no tropezará ni se cansará cuando la fe le sostiene.

Sin duda este equipo puede ayudar a cualquier mamá a ser aun más feliz.

La palabra “bienaventurada” significa “doblemente feliz”.

Que tus hijos vean esa felicidad en ti, es una gran recompensa.

 “Se levantan sus hijos y la llaman bienaventurada

y su marido también la alaba.”

Proverbios 31:28

Derechos Reservados. Mayra Gris de Luna © 2012

Mamá