RECUERDO DE UNA NOCHE MÁGICA.

Por Mayra Gris de Luna.

RECUERDO DE UNA NOCHE MÁGICA.

Hace un par de semanas llegaba junto con mi esposo al supermercado, cuando fuí repentinamente sorprendida por “el olor mágico”. Si, tu sabes… el olor a Navidad. Ese olor a pino mezclado con tantas cosas como sentimientos, recuerdos, palabras, imágenes y hasta sonidos. No pude evitar acercarme al lugar donde una centena de pinos naturales estaban ya listos esperando a su familia. Cerré mis ojos dispuesta a aspirar el “olor mágico” y así lo hice, lentamente y cerrando los ojos, automáticamente me transporté a la sala de mi casa, cuando con mis deditos de niña de 5 años arrancaba traviesamente algunas ramitas del árbol que mi abuelita  y yo adornábamos una tarde decembrina, solamente para que el olor de pino impregnara mis manos y mi olfato. En realidad era una rama grande de algún pino enorme y pachón. Los leñadores pasaban vendiendo las ramas por la casa. Mi abuelita colocaba la gran rama en una cubeta llena de arena y piedras para que se mantuviera en pié. Mamá había comprado dos cajas de esferas rojas, unas grandes y otras mas chicas, y muchos adornos típicos mexicanos como farolitos y mis favoritos, unos como churritos de colores metálicos que daban la impresión de estar girando sin final. Mi abuelita ataba con un pedazo de hilo las esferas, hacía un nudo y las íbamos colgando. Aún cuando me esforzaba por ser cuidadosa, siempre rompía alguna 😦

Días después, ya oscureciendo, esperaba a los Reyes Magos, y sobre todo esperaba sus regalos. Mamá me llevó al patio, donde me mostró tres estrellas, el “cinturón de orión”, ella decía que eran los tres Reyes que ya venían en camino.  Preparamos tres cubetas con un poco de agua y las dejamos en la sala, junto a mi zapato debajo del árbol. Era para los camellos, que seguramente estarían muy cansados de tanto viajar.

Era tanta mi emoción que no podía dormir.

Pasaban las horas y el “mago de los sueños” no pasó aquella noche a echar sus polvos mágicos porque el sueño nunca llegó. Así que después de hacer “algunos preparativos” junto con mi papá, mamá me dijo:

– Mavis, ¡Escucha! ¿Oyes algun ruido?

Yo me senté en la cama, y ¡escuché cómo se abría la puerta de la sala! ¡Escuché cómo dejaban los regalos bajo el árbol! Mi corazón latía muy rápido por la emoción. Después de un rato, se escuchó cómo cerraban la puerta. Mamá entonces dijo: ¡vamos a ver!

Y ahí estaban los juguetes!!!  Pero lo más sorprendente para mi fué que las cubetas estaban vacías! “Los animales” se habían “tomado” toda el agua! Tódo éra tan… mágico.

Cuando abrí mis ojos… mi esposo me estaba esperando para entrar al super, había muchas cosas que hacer.

 

 

Acerca de Mayra Gris de Luna

Mujer, esposa y mamá. Busco oportunidades para hacer las cosas que me gustan. Amo la palabra escrita. Me gusta compartir mis pensamientos acerca de esta aventura que es la vida. Para ello utilizo mis blogs grisdeluna...EN LA CABAÑA. (http://grisdeluna.com) y Caminando (http://mayragris.wordpress.com) Una de mis motivaciones es compartir mis memorias con mis hijas y las personas que de alguna manera se identifican conmigo. También comparto lecturas de excelentes autores que me han impactado y cuyo mensaje resulta alentador. Anhelo con todo mi corazón cumplir con el propósito que Dios tenía en mente para mi vida cuando me creó. Mi vida es sencilla. Me gusta tocar el piano, cantar con mi guitarra, leer, ver el mar, disfrutar de un buen café, disfruto platicar con mi esposo, ver películas con mis hijas, viajar y escribir. He aprendido que hay algo mas en la vida que tener éxito, y es que nuestra vida tenga “significado”, algo que solo podemos encontrar en Dios.
Esta entrada fue publicada en Familia, Padres e hijos, Relatos y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a RECUERDO DE UNA NOCHE MÁGICA.

  1. Vianey Grajeda González dijo:

    Que linda anécdota, no sabes la emoción tan grande que me dió hasta me hizo llorar ya que al ir leyendo me remontó mágicamente a mi niñez es tan lindo recordar. Gracias!!!!

  2. Mayra Gris dijo:

    Espero que haya oportunidad de que me compartas alguno de esos recuerdos de tu niñez. Muchas gracias por leer y comentar.

  3. Andres Segovia dijo:

    Es increible el poder olfativo, capaz de despertar recuerdos, aun los mas profundos!

  4. Moisés Montiel García dijo:

    Ah! Me emocionó tanto tu relato.. No cabe duda que mi Tía era única, eso fue un lindo detalle, un abrazo Mavis..

  5. Magda Moreno dijo:

    Que bonito es poder regresar y vivir esos lindos recuerdos que siempre nos van a acompañar, basta un sonido, un aroma, un color y volamos sin límite alguno y podemos abrazar a quienes se han ido, platicar y hasta pedirles un consejo, hay relaciones que ni el tiempo, ni la muerte pueden romper, porque las personas aunque ausentes físicamente, continúan con nosotros mediante sus obras, yo cada tarde me siento y me envuelvo en mi manta que me tejió mi mami, para caminar en el campo uso los zapatos que eran de mi hermano y en mi bolso conservo su pañuelo, de mi abuelita conservo la idea de que cada vez que llueve decimos huele a verde, de mi papá la taza del café que juntos tomabamos cada mañana, cada uno de nuestros seres queridos están a diario con nosotros a través de los sentidos.

  6. WOW, que bellas palabras y tan excelentemente bien expresadas Magda, muy hermoso tu comentario y muy real, refleja lo especial que es tu persona. Valorar a las personas, valorar los momentos, los recuerdos, es una capacidad que no todos poseen y no todos disfrutan. Que bueno que podemos identificarnos en ello, junto con otras personas que también leen tu comentario y se sientan vibrar en nuestra misma frecuencia. Gracias por comentar Magda!

  7. En verdad como dices, es fantástico, a veces ni siquiera sabíamos que esos recuerdos seguían ahí. Una pizca de que hemos sido creados a imagen de Dios yo creo. Gracias por comentar Andrés.

  8. Fijate que cada dia y año que pasa y recuerdo la personalidad de mamá y las cosas que hacía, veo que persona tan fantástica era ella. Dios le tome en cuenta su corazón tan lindo, era divertida, era niña, era noble, era ocurrente, y era bella. Bueno que podemos decir verdad? Gracias por tomar tiempo para leerlo y sobre todo por comentar.

Los comentarios están cerrados.