DESPUÉS DE LA GRADUACIÓN.

GRADUACION 

Por Mayra Gris de Luna.

 

Después de la graduación te darás cuenta de que el período de clases ha terminado, pero el aprendizaje no.

La graduación es sólo un concepto. En la vida real te gradúas todos los días. La graduación es un proceso que continúa hasta el último día de tu vida. Si puedes entender eso, marcarás la diferencia” (Aric Penncovici)

Tu vida la diseñas tú, tomando las riendas de tu destino; así que, “Pon tu futuro en buenas manos: las tuyas”, que con la ayuda de Dios, quien premia el esfuerzo y la integridad, todo te saldrá bien. Para ello, nunca olvides tu “linterna”, la Palabra de Dios, que te alumbrará el camino. Medita en ella diariamente, guarda sus dichos y cumple cada día todo lo que en ella esté escrito. Si lo haces, tendrás la prosperidad garantizada y la bendición de Dios en todo lo que emprendas. (Josué 1:8,9)

 

Después de la graduación conocerás el significado de las amistades duraderas. No serán muchas, pero las que perduren, lo harán para toda la vida. Son amistades similares a esas plantitas silvestres que no necesitas regar, solitas permanecen. Esas, que aún cuando los años pasen, permanecerán intactas, unidas para siempre por los recuerdos comunes y vivencias compartidas. Los amigos que aún con canas y arrugas, serán en esencia los mismos jóvenes de ayer.

 

Después de la graduación se cierra un hermoso capítulo de tu vida y empiezas otro. Ante ésta expectativa, nunca tengas miedo ni des lugar al temor. Simplemente en los momentos en que tus pasos flaquean, agárrate mas fuerte de la mano de Dios. Él te sostendrá y te dará la fortaleza que necesitas para caminar segura.

Fuiste diseñada para cumplir con un propósito y ya lo estás cumpliendo. Para ello Dios te dotó de todo lo que necesitabas para lograrlo. Estas equipada con talentos, habilidades, fortalezas, experiencias y dones espirituales. Ya los has desarrollado y los vas multiplicando. Sigue puliéndote y sigue trabajando porque algún día Dios te pedirá cuentas de todo lo que se te ha dado. Fuiste creada para Su gloria.

 

Después de la graduación recuerda siempre que Dios te conoce. Sabe todo de ti porque Él te hizo. Conoce tus cualidades y también tus heridas. Tus esperanzas, temores y anhelos del corazón. Ten por seguro que El te proveerá de todo lo que necesites. Te cuidará. Estará disponible para ti siempre que lo busques.

Todas las cosas que enfrentes en la vida, las buenas y también las difíciles, todo, te ayudará a bien. Es una promesa divina y Dios siempre cumple sus promesas. (Romanos 8:28).

 

Después de la graduación sigue aprendiendo, ten muchas graduaciones todavía, es más, colecciónalas; gradúate de carrera, maestría, doctorado y todas las demás graduaciones que existen en la universidad de la vida. “Nunca consideres el estudio como una obligación, sino como una oportunidad de penetrar en el bello y maravilloso mundo del saber” (Albert Einstein).

 

“… y mientras buscó al Señor,

Dios le prosperó”

2 Crónicas 26:5b

Dedicado a mi hija Alisson y a sus compañeros de la generación.

ALISSON CORAL_n

 

 

DIOS CAMINA CONMIGO.

mayra gris de luna

Por Mayra Gris de Luna.

He aprendido que agradar a Dios es lo más importante.

Nunca podremos complacer a todos. Existen personas a quienes es imposible complacer.

También he aprendido que cuando Dios es quien abre las puertas, nadie podrá cerrarlas. Nadie puede obstaculizar tu crecimiento ni opacar tu luz.

He visto que las personas que se supone me amarían y aceptarían no siempre lo hacen; ni siquiera les importan mis logros. Así que con el tiempo aprendí a no necesitar ni su amor ni aceptación porque tengo el amor y aceptación de Jesús.

Es impresionante ver personas prósperas y bien dotadas de capacidades y aún belleza, que poseen una gran pobreza interior. Hoy puedo detectar con facilidad cuán miserable es una persona que no quiere darte nada, ni siquiera un saludo o una palabra de reconocimiento.

Así también he podido conocer personas con un corazón tan rico, que te enriquecen con sus palabras y sus actitudes haciéndote mejor persona por el solo hecho de haberles conocido. Con ellas me quedo.

Hoy mas que nunca mi alma reposa en la seguridad de que mi Dios es un Dios justo. Él conoce mi corazón. Porque Dios escucha. Dios recuerda. Dios ve. Dios camina conmigo.

¿CURIOSO, AFICIONADO O EXPERTO?

Sherlock Holmes

Por Mayra Gris de Luna.

“Los escritos de hombres mortales nunca podrán compararse con lo divinamente inspirado. Debemos ceder el lugar de honor a los profetas y apóstoles, manteniéndonos en actitud humilde a sus pies al escuchar sus enseñanzas. En esta época tempestuosa no quisiera que los que leen mis libros les dedicaran los momentos que de otra manera usarían para la lectura bíblica” — Martin Lutero.

En el número 221b,  de la Baker Street en Londres, un letrero en la puerta dice “Sherlock Holmes. Detective consultor”. Un gendarme hace guardia junto a la puerta. La clásica gorra y un sombrero de copa cuelgan de la reja de madera para que los numerosos visitantes a ésta casa museo puedan tomarse la fotografía del recuerdo al estilo de Sherlock y Watson mientras esperan su turno en la larga fila. Les es entregado un tríptico que como introducción dice:

“Hay tres tipos de personas que visitan ésta casa museo, los curiosos, que solo han escuchado algo de Sherlock por las películas sobre el tema, los aficionados que tal vez han leído algunos de sus casos, y los expertos, llamados “Holmistas” que han dado seguimiento a todas las historias, incluyendo “fan-fiction”, es decir lo que otros han escrito sobre algo ya escrito…”

Un curioso tal vez no sabe que Holmes tocaba el violín, un aficionado seguramente sí; pero solo un experto sabe que tocar el violín ayudaba al detective a pensar y resolver sus casos. Que incluso podía estar días sin comer y sin dormir solo tocando.

Un curioso sabe que Sherlock trabajaba con el doctor Watson. Un aficionado conoce a la figura malvada del Profesor Moriarty, a su amada Irene Adler, o a su hermano y enemigo Microft. Solo un experto sabe que Watson ve a Sherlock como un héroe, como el genio y amigo que lo salvó de la monotonía de la postguerra. Que su autor Sir Arthur Conan Doyle reflejó en Watson lo que él mismo era y en Sherlock lo que habría querido ser. Solo los Holmistas saben que los casos no están escritos de manera cronológica y que ninguno de ellos contiene la frase “Elemental, mi querido Watson”.

Es impresionante como los lectores se fascinan con ésta historia. En lo personal esta experiencia me motivó a pensar que yo no soy “Holmista” pero soy “Cristiana”, y como tal debería de ser una experta en el conocimiento de nuestro libro que es la Biblia. Aunque los casos del autor Conan Doyle pueden ser un reto al pensamiento y han cautivado a varias generaciones, la Biblia es un libro que no tiene comparación. Es un libro vivo, un libro de origen divino capaz de transformar vidas. Nos enseña, nos consuela, nos refleja y nos revela el propósito de nuestra vida. Es además un libro eterno, pues declara “los cielos y la tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán”. Dice una frase anónima: “La Biblia es la única ventana en este mundo por la cual podemos ver la eternidad”.

A los curiosos les intrigan las profecías de la Biblia. Otros nos hemos conformado con ser aficionados. Más o menos conocemos las historias y los personajes. ¿Por qué no convertirnos en expertos?

Josué 1:8 dice “que las palabras de la Biblia nunca se aparten de tu boca, que de día y de noche medites en ella, para que guardes y hagas conforme a todo lo que en ella está escrito, porque entonces harás prosperar tu camino y todo te saldrá bien”. ¡Qué fabulosa promesa! ¡Esa es en realidad la clave del éxito para nuestras vidas! El tiempo que ocupemos en la lectura de la Biblia no tiene desperdicio, tiene eco en la eternidad. Vale la pena conocerla.

¿Curioso, aficionado o experto? Tú decides.

“Creo que la Biblia es el mejor regalo que Dios ha dado al hombre. Todo el bien que el Salvador del mundo nos proporcionó se nos comunica en este libro y si no fuera por él, no sabríamos la diferencia entre el bien y el mal. Toda cosa provechosa al hombre se contiene en la Biblia.” — Abraham Lincoln.

*Artículo publicado en la Revista Cristiana Enlázate. Octubre 2014.

En la casa de Sherlock Holmes

MI ORACIÓN MATUTINA.

"Dios, este es un día nuevo.
Renuevo mi compromiso en seguir el trabajo que me has encomendado, 
en lo que edificas tu iglesia en este mundo.
Nuevamente estoy maravillado de que me hayas incluido 
en esta tarea que aviva y transforma al mundo.
Hoy con gozo te ofrezco:
MI AMOR
MI CORAZÓN
MIS TALENTOS
MI ENERGÍA
MI CREATIVIDAD
MI FIDELIDAD
MIS RECURSOS
Y MI GRATITUD
Me comprometo completamente al trabajo que me has asignado 
en la edificación de tu iglesia para que prevalezca en este mundo.
Y lo haré hoy. 
Te daré lo mejor.
Te lo mereces. 
Tu iglesia lo merece. 
ES LA ESPERANZA DEL MUNDO"

Firma _______________   Fecha ________________

Esta es una oración de compromiso incluída en el manual de la 
CUMBRE GLOBAL DE LIDERAZGO 2012, DE WILLOW CREEK,  
como parte de la Conferencia 
"La esperanza del mundo" Por Bill Hybels. 

MANDAMIENTOS PARADÓJICOS DEL LIDERAZGO.

La gente es ilógica, irrazonable y egocéntrica;

quiérelos de todos modos.

Si haces el bien, la gente te acusará de motivos egoístas ulteriores;

házlo de todos modos.

Si triunfas, ganarás amigos falsos y enemigos verdaderos;

triunfa de todos modos.

El bien que haces hoy tal vez quede en el olvido mañana;

haz el bien de todos modos.

La honradez y la franqueza te hacen vulnerable;

se honrado y franco de todos modos.

El hombre más grande con las ideas más grandes

puede ser derribado por el hombre más pequeño

con la mente más pequeña;

piensa en grande de todos modos.

La gente favorece a los desamparados pero sigue sólo a los populares;

lucha por unos cuantos desamparados de todos modos.

Lo que tu pasas años construyendo

puede ser destruido de la noche a la mañana;

construye de todos modos.

La gente realmente necesita ayuda

pero puede atacarte si le ayudas;

ayúdalos de todas maneras.

Dale al mundo lo mejor de ti y lo que conseguirás será un puntapié en los dientes;

dale al mundo lo mejor de ti de todos modos.

Si lo mejor es posible, entonces lo bueno no basta.

 de Kent M. Keith

incluido en el libro “Relaciones 101” de John Maxwell.
Editorial Caribe-Betania
 

 

 

ORACION DE LA ESPOSA DEL PASTOR.

ORACIÓN Y DECLARACIÓN DE LA ESPOSA DEL PASTOR .

Por Christine Hoover.

Señor Jesús, soy, antes que nada, tu discípulo, y seré tu discípulo ya sea que mi esposo sea pastor o no. Ayúdame a rechazar la noción que debo jugar un papel, mantener cierta imagen o ser la cristiana perfecta solo porque soy la esposa del pastor. Que nunca llegue a ser una cristiana profesional, sino simplemente una cristiana, siempre creciendo y permaneciendo en Ti. Que mi corazón se someta al Tuyo y que mi ministerio fluya de ese amor que recibo de Ti.

Jesús, he llegado a comprender que mi sumisión a Ti requiere mi muerte. Así como Tú nos mostraste cómo vivir en humildad, ayúdame a seguir tu ejemplo. A veces es difícil negarme a mí misma, no deseando respeto ni admiración, ni intentando mantener cierta posición en la iglesia o comunidad. Por Tu poder, ayúdame a dar mi todo – hasta la propia vida – por Ti.

Pido que lo que más me identifique sea una pobreza de espíritu: reconociendo que te necesito desesperadamente, dependiendo de Ti totalmente, y estando consciente cada día que no puedo hacer nada de valor separada de Ti.

Señor, dame una visión muy clara de la meta más importante en mi ministerio. Que mi corazón se incomode pronto cuando busco mi propia reputación, impacto numérico, buenas obras, o deseos personales como la meta más importante, o cuando no tengo ninguna meta. A cambio, que mi más alto propósito sea vivir una vida de gran fe, en la cual confío en Ti sin límite.

Padre, tengo muchas oportunidades de hablar acerca de Ti y de tu parte. Que mis palabras estén saturadas de la verdad de tu Palabra y que pueda comunicar de manera adecuada tu carácter. No me permitas dar respuestas superficiales ni dar consejo que yo misma no estoy siguiendo. Ayúdame a hablar la verdad, pero hacerlo con gran amor y gracia hacia los oyentes; que mi más grande interés sea el bien de los demás.

Ayúdame a ser una líder: servir sin buscar ser servida, llamar a otros a seguirte, amar profundamente, y hablar tu verdad de acuerdo con la necesidad. Ayúdame a celebrar a otras mujeres y el llamado que les has dado, no compitiendo con ellas ni sintiéndome amenazada por sus dones particulares. De hecho, úsame para capacitarlas mejor para ser fieles y excelentes ministras del evangelio.

Señor, te confieso que a veces uso el ministerio como una excusa para fomentar el orgullo, para nutrir resentimientos, o para compadecerme de mí misma. Muchas veces quiero darme por vencida o dar menos de lo mejor. Ayúdame. Dame fuerzas para cumplir el llamado que me has dado. Recuérdame del enorme regalo y privilegio que es esta vida. Ayúdame a seguir invirtiendo en otros. Susténtame para que pueda perseverar hasta la meta final.

Padre, hazme consciente de que necesito a otros para que abandone cualquier noción de que estoy sola o que tengo que llevar sola y a la perfección mi papel como esposa del pastor. Ayúdame a ser vulnerable, a compartir mis luchas, y a formar amistades de confianza que puedan orar por mí. Permíteme gozar de las bendiciones de ser parte del Cuerpo de Cristo.

Finalmente, Señor, te pido que mis ojos estén puestos en Ti. Que esté fortalecida en Ti y buscando solo Tu aprobación, no intentando cumplir con los estándares que me impongo a mí misma ni con las expectativas que pienso que otros tienen de mí. Ayúdame a no amar logros, resultados o felicitaciones, sino a amarte solo a Ti y buscar solo Tu placer. Amén.

EFECTO DOMINÓ.

Por Mayra Gris de Luna.

Hace unos meses, jugábamos dominó en casa, terminada la jugada, mi hija menor y yo nos quedamos jugando con las fichas. Hacíamos figuras, casitas y edificios con ellas. Luego las formamos todas bien paraditas una tras otra, simplemente para darnos el gusto de darle un pequeño empujoncito a la primera ficha y ver cómo caían una tras otra todas las demás, logrando el llamado “efecto dominó”.

Empezamos a intentar nuevas formas, haciendo curvas y terminamos viendo en “You tube” videos acerca de esto en donde las personas realizan verdaderos actos de alta precisión con las fichas, incluso activando otros mecanismos con ellas.

Es increíble cómo el pequeño y casi insignificante impulso original puede desencadenar un movimiento que  puede continuar indefinidamente mientras siga habiendo fichas en la fila. Me impresiona el “efecto dominó” cuando lo aplicamos a nuestra vida personal diaria.

CAUSA- EFECTO.

Todo tiene una causa, toda causa tiene un efecto. Si hacemos algo o no, esto tiene un efecto. Lógicamente tiene un efecto en nuestras propias vidas, pero inevitablemente, así como en el efecto dominó, lo que hacemos o no hacemos tiene efectos y consecuencias en las demás personas que nos rodean, y éstas a su vez impactan a otras y así sucesivamente. Es importante estar conscientes de que eso implica cierta responsabilidad.

Podemos impactar de manera positiva. Y esto es realmente sensacional, poder influir positivamente en la vida de otras personas y que éstas a su vez lo hagan en las demás. ¡Así se puede cambiar al mundo!

Pero es lamentable, cuando un error, un fracaso personal, afecta por ejemplo a una pareja, ésta a su vez afecta a la familia, la familia al entorno, y la sociedad completa se ve menguada por la irresponsabilidad de los actos de individuos. Un individuo que adultera por aquí, un adolescente que se droga por allá, un servidor público que cae en las garras del narcotráfico. Pero como lo vemos en el efecto dominó, el golpe inicial no precisa ser tan fuerte, basta con un ánimo negligente en mi persona, un mal hábito,  un espíritu crítico y amargado; y aún más allá: no hacer lo que tengo que hacer, quedarme inmóvil ante necesidades apremiantes.

Todo empieza con una decisión, y la consecuencia de ella, buena o mala, tarde o temprano aflorará. No podemos evitar que nuestras decisiones perjudiquen o beneficien a los demás. No podemos evitar vernos perjudicados por las decisiones de otras personas. Vivimos en comunidad.

Simplemente “pasando” un chisme, nos constituimos en parte de una cadena que termina derrumbando a todos los que participaron de él.

Es por ello que es tan importante conservar el balance en todas las áreas de nuestra vida. La salud, la mente, las relaciones, nuestra relación con Dios, el trabajo, el descanso etc., todo está interrelacionado y cuando algo falla, el efecto dominó tarde o temprano alcanzará al área siguiente, y si no lo paramos puede derrumbar nuestra vida y la de los que nos rodean.

Por eso, no hay que dejarnos caer.  Hay que sostenerse y mantenerse firme. Las fichas son objetos inertes. Nosotros no. Somos personas  que podemos decidir oponer resistencia. Podemos ser más fuertes que aquella fuerza externa que nos golpea para derribarnos. Podemos estar preparados parándonos firmes. Podemos estar prevenidos tomándonos fuerte de la mano de Dios. No tenemos por qué caer.

Si a veces humanamente esto es difícil recordémos ésta promesa en Isaías 41:13

“Porque yo soy el Señor, tu Dios,

Que sostiene tu mano derecha;

 Yo soy quien te dice:

“No temas, yo te ayudaré”

¿Puedes identificar la causa de algún “efecto dominó” en tu vida?

No te permitas caer, sostente de la mano de Dios, El ha prometido ayudarte, no tengas miedo, El siempre cumple sus promesas.

“Por lo tanto, pónganse toda la armadura de Dios, para que cuando llegue el día malo puedan resistir hasta el fin con firmeza. Manténganse firmes”

Efesios 6:13,14ª NVI

 

 

LA GRADUACIÓN NO ES EL FIN, ES EL PRINCIPIO.

 LA GRADUACION NO ES EL FIN, ES EL PRINCIPIO.

Por Mayra Gris de Luna.

Terminas un ciclo, cierras un capítulo, te despides de personas y lugares que tal vez ya no frecuentarás, pero que han formado parte de tu vida por algún tiempo. Crecer duele.  Pero al mismo tiempo no puedes evitar entusiasmarte por la nueva etapa que próximamente empiezas. Nuevos sueños, nuevas metas y retos, nuevas personas y nuevos lugares. La aventura continúa. En la escalera todavía hay peldaños por subir.

Tiempo de graduación es tiempo de despedida, empiezas a darte cuenta de que disfrutabas las clases de “mate”, los muffins de la cafetería, te atemoriza pensar qué harás ahora sin el “Nerd” de la clase que te explicaba las ecuaciones, y hasta te preguntas si la vida no será muy aburrida sin los molestos “bullys”. Habrá compañeros que en efecto, no volverás a ver, pero muchos de ellos podrán seguir siendo parte de tu vida, y algunos de ellos, te acompañaran por siempre.  No importa dónde estén, no importa cuánto tiempo pase, se buscarán, se encontrarán, y formarán parte uno de otro de su misma esencia. Harán un sitio en Facebook para continuar la historia, donde aún con canas, seguirán siendo los mismos jóvenes de siempre.

El ciclo de la vida continúa, y muchas veces cada final es un nuevo comienzo, una libreta en blanco, una nueva oportunidad, ser como siempre has querido ser, hacer lo que siempre has querido hacer, cambiar lo que siempre has querido cambiar.

Cada persona diseña su propia vida, la libertad le da el poder de llevar a cabo su destino” (Erick Berne).

Libertad de poder llevar a cabo tu destino, es la libertad de tomar decisiones.

Buenas decisiones: buenas consecuencias, malas decisiones: malas consecuencias.

Nadie quiere tener malas consecuencias en su vida, lo normal es anhelar una vida con ÉXITO y con SIGNIFICADO.

El ÉXITO se logra únicamente con esfuerzo y con valentía. Dios mismo dio ésta recomendación a hombres con grandes misiones que cumplir: “Esfuérzate y sé valiente”(Josué 1:7ª). Y ésta recomendación viene acompañada con una invaluable promesa: “porque YO estaré contigo dondequiera que vayas”. Permíteme asegurarte que con eso es suficiente.

El SIGNIFICADO de tu vida, solamente lo encuentras en Dios. Tu conoces el significado de tu vida cuando puedes contestar a la pregunta :¿quién soy y para qué estoy aquí? Eres una persona creada por Dios, eres una persona amada por Dios, creada para tener una vida victoriosa.

Aún cuando yo he pasado por varias graduaciones, y varios comienzos, digo, como Louise M. Alcott:

“LA VIDA ES MI ESCUELA. ¡ESPERO GRADUARME Y OBTENER BUENAS NOTAS!”

 

He aquí algunas frases que espero te puedan ser de utilidad en el principio de un nuevo camino… 

“Lo que somos es el regalo de Dios a nosotros. Lo que seamos, será nuestro regalo a Dios”.

Eleanor Powell.

“Tienes tu diploma. Crees que es tu pasaje a la buena vida. Considera esta propuesta: es un pasaje que te llevará a cambiar el mundo.”

 Tom Brokaw

“El futuro no pertenece a quienes saben esperar, sino a quienes saben prepararse”

Pedro Manero

“Los maestros abren las puertas, pero eres TU quien entra”

“Nada de importancia se logra sin disciplina”

Bertrand Russell

“La educación superior hace que la gente sea fácil de dirigir, pero difícil de conducir. Fácil de gobernar pero imposible de esclavizar”

 Lord Brougham

“Sólo es útil el conocimiento que nos hace mejores”

Sócrates

“Intenta siempre ser una gran versión de ti mismo antes que una mala copia de otro”

 Judy Garland

“Lo importante es no dejar de preguntarse”

 Albert Einstein

“Que siempre conserves el placer de ejercitar tu mente”

 Dedicado a mi hija Danna y a sus compañeros del

 3ero. de Secundaria del Colegio Americano de Puebla.   

  Junio 2012

 

“EL PEQUEÑO QUE ME SIGUE”.

Este es un artículo del Dr. César Lozano, basado en los conceptos de John Maxwell en su libro “Desarrolle el líder que está en usted”.

En éste día del Padre, éste poema es muy apropiado para reflexionar en la INFLUENCIA que todos podemos tener sobre los pequeños. Palabras no solo para el  padre, sino para todas las personas, porque “siempre hay unos ojos que nos ven”.

“Quiero ser muy cuidadoso, porque un pequeño me sigue.

No quiero desviarme, porque temo que él me siga.

 No escapo de su mirada.

Lo que yo soy, también lo intenta.

Como yo soy, quiere ser el pequeño que me sigue.

Así que debo recordar mientras viva,

 en los veranos soleados y la nieve de inviernos,

 que estoy construyendo los años de un pequeño que me sigue”.

Te pido que pienses en personas que han influido con gran medida en el mundo. Personas que con su presencia y su forma de vida lograron cambiar la historia. Por favor, dedica unos instantes a pensar en estos seres que marcaron, en alguna forma, la diferencia entre una actuación para bien o para mal.

Sin duda pensarás en Jesucristo, Martin Luther King, Nelson Mandela, Teresa de Calcuta, José Stalin, Adolfo Hitler y en algunos otros, pero también hay personas que pueden influir directamente en la vida de cada uno de nosotros, ya sean miembros de nuestra propia familia, amigos, conocidos o inclusive desconocidos que con su actuar, nos impactan de una forma u otra.

Por ejemplo, habrá personas que dijeron una palabra en el momento preciso; otras realizaron una acción que fue ejemplo a seguir y que modificó el rumbo de nuestras vidas; tal vez algunas que escribieron o cantaron algo que tocó las fibras más sensibles de nuestro ser. Son personas que influyen en nuestra vida, porque las admiramos y nos son gratas, sin importar el trabajo que realizan. Nuestras vidas se vinculan de alguna manera con las de otras personas y de ellas podemos recibir cierta influencia.

El cuestionamiento más importante sería darnos cuenta en cuántas vidas estamos influyendo tú y yo actualmente. Qué acciones realizamos que están siendo apreciadas por otros y que pueden influir en ellos de tal forma, que sus hábitos y costumbres se modifiquen. Aunque pudiéramos impactar a muchas de las personas que nos rodean, no tenemos el mismo nivel de influencia en todas.

Hay quiénes en el trabajo o en la escuela, pasan sin pena ni gloria; como si no existieran. En cambio en su casa tienen un impacto tremendo o viceversa.

Hay amigos en quienes influimos enormemente, pero los hay también, que ni atención nos ponen. Hay padres que influyen más en un hijo que en el otro. Según John Maxwell, la influencia que tenemos en los demás, no les llega instantáneamente y por igual a todos. Depende de muchos factores, y su fuerza puede ser medida en cuatro etapas:

Nivel 1: MODELO

La gente es influida por lo que ve. “La palabra impacta, pero el ejemplo arrastra”. La mayoría de las personas sentirán tu influencia si te perciben como alguien positivo, confiable y con cualidades dignas de imitarse.

Nivel 2: MOTIVACIÓN

Ser modelo a seguir puede ser una influencia poderosa, ya sea de manera positiva o negativa. Incluso es algo que puede hacerse a la distancia. Pero si en verdad deseas impactar significativamente en la vida de alguien, deberás lograr que tus palabras o acciones lo motiven. Te conviertes en un motivador influyente cuando animas a los demás y te comunicas con ellos en un mismo nivel emocional. Entonces las personas se sentirán a gusto contigo y consigo mismas durante los momentos que compartes con ellas, y tu nivel de influencia aumentará cada vez que las trates.

Nivel 3: MENTOR.

Cuando influyes y motivas a los demás, ya sean compañeros de trabajo, amigos o familia, te darás cuenta del impacto que tus acciones provocan en ellos. Pero para aumentar esa influencia y hacerla duradera, es necesario avanzar a este nivel llamado Mentor, y estarás en él cuando transmitas tanto con tu ser y tu saber, que logres modificar hábitos o costumbres de quienes te rodean. En otras palabras, un mentor, con su entusiasmo puede ser capaz de derramar su vida en otras personas y ayudarlas a alcanzar su potencial. A medida que se entrega en una misión en la cual cree y hace que crean en ella los demás, los ayuda a crecer personal y profesionalmente. Se convierte, según sea el caso, en maestro o maestra de vida que con su ejemplo, motivación y entusiasmo, transmite la esencia de su forma de ser.

Nivel 4: MULTIPLICACIÓN.

Este es el nivel de influencia más alto que alguien puede tener en las vidas ajenas. Como multiplicador de su influencia, puede ayudar a otras personas a convertirse en seres iguales a él o más influyentes. Comparten lo que aprendieron y cosecharon dejando un legado mayor. Desafortunadamente, pocas personas llegan a este cuarto nivel, aunque todos tenemos el potencial para hacerlo. Eso requiere tiempo, humildad, generosidad y compromiso.

Recuerda: todos influimos en las personas en mayor o menor grado para bien o para mal. Tenemos una misión que cumplir y es fundamental conocerla para poder transmitirla y hacer partícipes a los demás. Si reconoces que tu influencia en los demás no ha sido positiva, puedes cambiar hoy mismo, ¡modifica tus acciones! El legado que puedes dejar es enorme y más importante que el económico. Será un legado valioso, que enseñe que en la vida se puede triunfar en todos los aspectos con fe, con entusiasmo, con decisión en hacerla cada vez mejor.

Sí. Un legado de amor a la vida que contagie y llene los corazones de quienes nos rodean.

Es imposible saber en cuántas personas influimos, pero no debemos olvidar que siempre hay unos ojos que nos siguen.

¡Ánimo!

***

Links relacionados:

¿Qué es un papá?

Dios lo llamó  Papá

Las diez mejores frases para el día del Padre

VIDEO: “FABRICANDO UN PADRE” Leyenda sobre la creación de Papá

EL CAMBIO ES UNA DECISIÓN.

Por Mayra Gris de Luna.

Es tiempo de fin de cursos, graduaciones y elecciones, tiempo de evaluar y re-evaluar, decidir, en una palabra, es tiempo de cambios.

El cambio implica que las personas y las organizaciones hagan las cosas de manera diferente. Hemos escuchado frecuentemente la frase “Si haces lo mismo, obtendras los mismos resultados, para obtener resultados diferentes, tendras que hacer cosas diferentes”. Sin embargo, aunque pareciera fácil, no siempre lo es. ¿Por qué? porque aunque no se puede generalizar, si existe una tendencia en las personas a resistirse al cambio.Con frecuencia los cambios generan tensión, incomodidad, trabajo extra. La perspectiva en sí de tener que aprender algo nuevo, genera lo que se llama “ansiedad de aprendizaje”.

Al estar en contacto con diversas organizaciones, he podido ver algunos equipos de liderazgo ávidos por aprender, y cambiar para mejorar. Indudablemente son las organizaciones que han obtenido mejores resultados en menor tiempo. También hay  líderes que dicen “siempre lo hemos hecho de ésta manera”. Otros piensan que ellos y su organización son perfectos y no tienen nada que mejorar.  ¡Y en verdad están convencidos de ello! Sin embargo,  sus resultados dejan mucho que desear.

¿Por qué la gente se resiste al cambio?

1. Siente amenazados sus intereses personales. Es una reacción para proteger su poder, o influencia en el grupo, su posición o prestigio.

2. Incertidumbre. Es natural sentir temor ante lo desconocido. Cuando no se tiene suficiente información o preparación con respecto a lo que significa el cambio, existe mucha incertidumbre con respecto a la propia capacidad personal, especificamente en cuanto a  incorporar nuevas habilidades o destrezas. Es posible que una propuesta de cambio tenga mejor aceptación si incluye medidas de previsión para ayudar a las personas a aprender las nuevas habilidades que les demandará el cambio. Esto puede proporcionar seguridad psicológica para enfrentar el proceso.

3. Falta de confianza en que el cambio se pueda lograr. Tener una actitud pesimista. Esto sucede sobre todo cuando los cambios que se proponen son radicales. También cuando ha habido antecedentes de fracaso.

4. Falta de convicción de que el cambio es necesario. Conformismo. Falta de visión. El no conocer otros sistemas mejores, no reconocer a otras organizaciones mejores, ígnorar cómo se vive en países con mejores condiciones de vida y como funcionan sus organizaciones.

5. Desconfianza en el líder o grupo de líderes. Tiene que existir confianza en que el lider es capaz de manejar las posibles consecuencias del cambio. Confianza es la palabra clave.

6. Amenaza a los valores éticos personales. Cualquier cambio que ponga en riesgo los valores de una persona, despertará en ella sentimientos de rechazo al cambio y al lider.

7. Temor a ser manipulado. Cuando las personas perciben el cambio como un intento de controlarlos, se resistirán al mismo. Hay sistemas autoritarios, aún en organizaciones eclesiásticas que usan la Biblia fuera de contexto para manipular a las personas.

8. Por “flojera”, desidia, procastinación. Desde los cambios a nivel personal, cambios que sabemos que tenemos que hacer pero no los hacemos. Hasta cambios que implican mas trabajo para los líderes de la organización.  “Si las cosas que valen la pena se hicieran fácilmente, cualquiera las haría”. Todo cambio demanda trabajo.

El cambio es una decisión. Como toda decisión, uno tiene que analizarla, procesarla, “digerirla”, pensarla, pero una decisión no está tomada hasta que llega la fase de actuar. El momento en que pasa de ser una propuesta a ser acción, movimiento, verbo, realidad.

¿Puedo observar en mi alguna de éstas 8 actitudes?

¿Qué tengo que decidirme a cambiar?

Basado en conceptos de Robert Lussier.

¿CUAL ES TU LEMA?

LEMA DE LA LIGA METODISTA DE JOVENES E INTERMEDIOS

Si escuchas las palabras “Todos para uno y uno para todos” seguramente pensarás en “Los tres mosqueteros”, tal vez se te antoje una Coca Cola bien fría si escuchas la frase “La chispa de la vida” o habrás recordado a Kalimán diciendo “El que domina la mente lo domina todo” ante una provocativa rebanada de pastel de chocolate o qué se yo, seguramente deben existir otras tentaciones 🙂 .

Los “lemas”, las “frases”, los “slogans”, son declaraciones simples, concisas, que de una manera impactante y original dejan un mensaje difícil de olvidar. Generalmente entre más cortos sean, se adhieren mas fácilmente a nuestra memoria, queramos o no.

La palabra “eslogan” viene del ingles “slogan” que proviene a su vez del escocés “sluagh-ghairm”, que significa “GRITO DE GUERRA”.

De ahí que un lema puede brindar tal motivación como la que necesitaría un guerrero para salir a la batalla. Lo primero que se me vino a la mente cuando leía esto son aquellas palabras para los guerreros en la película “Gladiador”:”Lo que haces en la vida tiene su eco en la eternidad”. ¡Definitivamente motivante!

Conservo un franco francés con el noble lema de la Revolución Francesa: “Libertad, Igualdad, Fraternidad“.

Uno de los más conocidos slogans del mundo por ser tan corto y efectivo, es el de la compañía “Nike”: “Just do it!” (¡Simplemente hazlo!) que ha sido usado aún más en conferencias motivacionales que con fines publicitarios de la marca.

Bill Hybels, autor, conferencista y mejor conocido por su “Cumbre global de liderazgo”, recomienda usar frases cortas, o slogans para resumir una meta o un proyecto y motivarnos en el camino. Me dí cuenta de cuán efectivo es esto, cuando vi cuánto me habían afectado de una manera positiva por supuesto, algunas frases que escuché desde mi niñez.

El lema del Instituto Mexicano Madero, que fue mi escuela por 15 años dice: “LA MEJOR CULTURA, PARA EL MEJOR SERVICIO”. Para quienes lo escuchamos tantas veces la conciencia de que necesitábamos estar lo mejor preparados para dar un mejor servicio a nuestro país, a nuestra familia, a Dios, fue lo que nos motivó y nos sigue motivando a prepararnos constantemente. Sabíamos que teníamos que aprender de todo lo que pudiéramos según nuestras posibilidades. Así que en la escuela, además de las materias de rigor,  nos enseñaban mecanografía, carpintería,mecánica,  inglés, música, cocina, manualidades, comicidad, teatro,… algunos de los compañeros aprendieron hasta Taxidermia que era uno de los tantos talleres que teníamos!

Hace unos meses, en la escuela le pidieron a una de mis hijas llevar algún objeto antiguo que tuvieran. Lo más antiguo que encontré fue un pin de la Liga Metodista de Jóvenes que perteneció a mi mamá cuando participaba como joven en esta organización. Tiene una frase grabada que dice: “ELEVÁOS Y ELEVAD TODO POR CRISTO”. Es el lema de la organización hasta hoy. El haber tenido este lema en su juventud, motivó a mi mamá a enseñármelo y explicármelo en mi adolescencia. Confieso que hasta hace poco, solo había puesto énfasis en la primera parte. Pero recientemente he comprendido que nuestra misión no está completa hasta hacer crecer a los demás. Por Cristo, tengo que elevarme, pero elevar también a mis hijas, a mis amigas, a mi organización, a mi ciudad, en una palabra: TODO.

Podemos identificar la misión de las personas por sus célebres frases. Así, la misión de procurar el bien de todos de Benito Juárez se nos hace evidente con la suya de “El respeto al derecho ajeno es la paz”. O la pasión de Pablo con su “Para mí el vivir es Cristo y el morir es ganancia”.

¿Sabes cuál es tu misión? ¿Tienes un lema? Seguramente hay quien no tiene solo uno, tal vez tenga varios.

El saber quién soy y para que estoy aquí me ha llevado  a escoger el Salmo 138:8 como mi lema. Estas palabras son mi motivación y mi “grito de guerra” para hacer lo que hago:

“EL SEÑOR CUMPLIRÁ SU PROPÓSITO EN MI”

Salmo 138:8

“hasta la vista Baby!”

DOLAR: “EN DIOS NOSOTROS CONFIAMOS”

¿QUÉ HACE UNA PERSONA QUE IMPACTA?

Lutero y Gutemberg, fueron dos hombres que impactaron al mundo en su época. Sus nombres han quedado grabados con letras de oro en la historia de la humanidad.

Martín Lutero, el líder de la Reforma Evangélica, fue músico desde la cuna. Poseía una voz bella y prístina. Todos los días, después de comer, tomaba su laúd y por media hora disfrutaba tocar y cantar. Cuando joven, aún estudiante cantaba frente a las ventanas de los ricos de aquella época con el fin de obtener dinero y dárselo a la gente pobre. Lutero decía: “A quien no le guste la música, no podrá ser mi amigo”. Pensaba que la música era un “don  y una gracia de Dios, y por ello la música podía hacer huir a Satanás y hacer que el hombre olvidara su enojo”. El componía himnos para propagar el mensaje de Dios por medio del canto. Quería que su entorno tuviera himnos y la misma Biblia en su propio idioma. Antes de Lutero, solamente los sacerdotes o los coros formales interpretaban cantos en latín. Así que Lutero fue el precursor de la Himnología Congregacional que tanto disfrutamos hoy en día.

El primer himnario evangélico fue publicado en Wittenberg, Alemania en 1524. Tenía ocho himnos, cuatro de ellos escritos por Lutero. La demanda del himnario fue enorme y en poco tiempo la gente aprendió los himnos y Alemania adoptaba con mucho entusiasmo los himnos congregacionales. De esta forma, Martín Lutero se ganó el corazón de la gente y fue altamente aceptado y reconocido ya que no era muy común que un solo individuo escribiera  la música y letra de los himnos y además los interpretara. De sus 37 himnos, sin duda el más conocido es “Castillo Fuerte es nuestro Dios”, que se constituyó en el himno lema de la Reforma, y es cantado en las iglesias hasta hoy. Se cree que Lutero escribió este himno durante su cautiverio, cuando sus amigos lo escondieron precisamente en el castillo fuerte de Wartburg para protegerlo de sus enemigos.

En esos días había personas a quienes no les gustaba este efecto de Lutero. Decían que toda Alemania estaba aceptando y aprendiendo sus doctrinas por medio de sus himnos y esto les preocupaba.

Mientras Lutero traducía los Salmos, compuso un tomo de sermones acerca de ellos. El Salmo 46 fue su inspiración al componer el famoso Himno expresando un mensaje de seguridad en tiempos de prueba por parte del enemigo, y ha servido de gran aliento para aquellos que enfrentamos trances difíciles en nuestra vida.

 Fué Lutero, una persona que definitivamente causó un impacto en la historia.

Curiosamente, en el mismo país y en la misma época, otro hombre, de apellido Gutemberg, también impactaría al mundo, con su invento: la imprenta.

Actualmente, en el Deutche Museum, en München, Alemania, se exhibe la auténtica imprenta de Gutenberg, en la cual se imprimió La Biblia por primera vez. Ahí está no solo la máquina y los tipos sino toda la imprenta. Casi puedes ver a éste hombre cuando en secreto y pidiendo préstamos trabajaba arduamente para beneficiar a todos con su invento. También se exhiben algunas hojas de estas primeras impresiones.

No parece casualidad que en la misma época, Lutero por un lado se ocupara en la traducción de La Biblia, y la redacción de sus 95 tesis, y en el mismo país, Gutenberg perfeccionara la técnica para imprimir textos rápidamente utilizando tipos movibles e intercambiables. Este invento facilitó que las tesis de Lutero se difundieran rápidamente. Gutenberg y Lutero fueron complementarios. Dios permitió que hicieran “sinergia” para impactar al mundo.Aún cuando Gutenberg murió en la miseria, su legado a la humanidad es invaluable.

A la luz del ejemplo de Lutero, Gutenberg,  e innumerables ejemplos de personas que han impactado al mundo, podemos observar algunas características comunes en éstas personas.

Una persona que impacta:

  1. Hace uso de todas sus capacidades y talentos naturales para lograr un objetivo.

Lutero cantaba, componía, traducía, predicaba, escribía… todo teniendo como centro su fe.

  1. No sucumbe ante la oposición y la crítica.

Con toda valentía, Lutero enfrentó a quien fue necesario para defender sus ideas. Y  la oposición que enfrentó nunca provocó que él se retirara o se retractara de ellas.

  1. Está dispuesta a pagar el precio.

Lutero buscó sinceramente la verdad. Y una vez que la entendió  invirtió toda su vida en compartirla. Sufriendo incluso el cautiverio.

No se conformó, no desertó, sino que provocó el cambio.

  1. Hace sinergia con otros.

Seguramente el  movimiento de la reforma no se hubiera iniciado sin la ayuda que  – el Espíritu Santo, los amigos de Lutero, sus seguidores, e incluso un invento como la imprenta – proporcionaron a su causa.

En un mundo como el de hoy, es necesario entender que no son las organizaciones o los gobiernos los que cambian el mundo, sino las personas. Seguramente éstos principios pueden ayudarnos a impactar en nuestra familia, en nuestro vecindario y en nuestra comunidad.

UNA PERSONA QUE IMPACTA. CONCLUSIÓN.

“Linotipos, prensas, ófset, placas, papel couché, color magenta…” son palabras que aprendí desde muy pequeña. Son palabras relacionadas a la imprenta, uno de los negocios familiares. Familiarizada hasta con el olor de la tinta, mis tíos me dejaban que les “ayudara” a imprimir invitaciones en una prensa manual. En alguna oportunidad acompañé a uno de mis tíos al D.F. para comprar material, en ese tiempo  afuera de los negocios del ramo había pequeñas prensas en las banquetas. Un tipo de “servicio express” para tarjetas de presentación personales o invitaciones de XV años o bodas. Es posible que  ésta tradición exista todavía.

Debido a esto, me resultó particularmente interesante poder conocer una imprenta en especial muchos años mas tarde. Se encuentra en el Deutche Museum, en München. En este enorme Museo se exhibe la auténtica imprenta de Gutenberg, en la cual se imprimió La Biblia por primera vez. Ahí está no solo la máquina y los tipos sino toda la imprenta. Casi puedes ver a éste hombre cuando en secreto y pidiendo préstamos trabajaba arduamente para beneficiar a todos con su invento. También se exhiben algunas hojas de estas primeras impresiones. No me parece casualidad que en la misma época, Lutero por un lado se ocupara en la traducción de La Biblia, y la redacción de sus 95 tesis, y en el mismo país, Gutenberg perfeccionara la técnica para imprimir textos rápidamente utilizando tipos movibles e intercambiables. Este invento facilitó que las tesis de Lutero se difundieran rápidamente. Gutenberg y Lutero fueron complementarios. Dios permitió que hicieran “sinergia” para impactar al mundo. Aún cuando Gutenberg murió en la miseria, su legado a la humanidad es invaluable.

A la luz del ejemplo de Lutero, Gutenberg,  e innumerables ejemplos de personas que han impactado al mundo, podemos observar algunas características comunes en éstas personas.

Una persona que impacta:

  1. Hace uso de todas sus capacidades y talentos naturales para lograr un objetivo.

Lutero cantaba, componía, traducía, predicaba, escribía… todo teniendo como centro su fe.

  1.  No sucumbe ante la oposición y la crítica.

Con toda valentía, Lutero enfrentó a quien fue necesario para defender sus ideas. Y  la oposición que enfrentó nunca provocó que él se retirara o se retractara de ellas.

  1.  Está dispuesta a pagar el precio.

Lutero buscó sinceramente la verdad. Y una vez que la entendió  invirtió toda su vida en compartirla. Sufriendo incluso el cautiverio.

No se conformó, no desertó, sino que provocó el cambio.

  1. Hace sinergia con otros.

Seguramente el  movimiento de la reforma no se hubiera iniciado sin la ayuda que  – el Espíritu Santo, los amigos de Lutero, sus seguidores, e incluso un invento como la imprenta – proporcionaron a su causa.

Fotografía: una hoja de la Biblia impresa por Gutenberg. Deutche Museum. München.